Archivo de la categoría: Camaleones

Chamaeleo calyptratus


.
 
Aunque centrándome en la especie Chamaeleo calyptratus intentaré remarcar una serie de puntos que espero ayuden algo más en la aclimatación y comprensión de este grupo de animales tan admirados y la vez incomprendidos.
 

 

Los camaleones son animales poco sociales, llevan vidas solitarias y la simple presencia de otro camaleón ya será motivo de irritación.
 
 
A pesar de que algunas especies de camaleón puedan llevar una vida aparentemente tranquila compartiendo terrario con individuos de su misma especie, hablamos de un macho con una o más hembras, nosotros recomendaremos mantener un solo ejemplar por terrario por varias razones:
  • Evitará posibles enfermedades como consecuencia de un stress continuado
  • Mayor control en su alimentación
  • Embarazos no deseados

Hablando de puestas, muchas especies de camaleón como por ejemplo Chamaeleo calyptratus llegan a su madurez sexual a muy corta edad ocurriendo las primeras puestas alrededor de los seis meses, estas pueden incluso producirse sin fecundación, de ahí que se produzcan dudas a la hora de mantener machos y hembras separados.
 
Nos planteamos entonces cuantas puestas de hembras no fecundadas se producen en la naturaleza. A mi entender es más un resultado de la cautividad, posiblemente esta formación de huevos no fecundados sea más fácil en las hembras sobrealimentadas ayudadas por las variaciones térmicas del terrario.
 
 
No olvidar que aunque algunas especies puedan ocupar con más de un individuo un mismo nicho ecológico, árbol  por ejemplo en este caso, las distancias entre ellos se alejan mucho de las que se dan en nuestros terrarios.

Es muy importante controlar la temperatura debajo de  nuestras bombillas de calor, sobretodo en aquellas especies que viven en climas fríos ya que estos animales no tienen una buena capacidad termorreguladora, y podríamos provocar la muerte de nuestro animal por hipertermia.

Chamaeleo calyptratus es una especie que no tiene demasiadas exigencias térmicas ya que se mueve en un rango de temperaturas muy amplio, esta es una de las razones de su popularidad.
 
El agua en nuestros camaleones también es un tema muy importante, beben del agua recogida en las hojas, cristales, etc, del terrario, por lo que recomendamos instalar un sistema de riego, la frecuencia de los riegos dependerá de la especie que vayamos a instalar, que en el caso de Chamaeleo calyptratus será de una o dos veces al día.
 
 
Si en su defecto decidimos pulverizar a mano, recordad que hay especies que necesitan lluvias diarias y prolongadas, por lo que deberemos estar seguros de que se las podremos ofrecer antes de adquirirlos.
 
En cuanto al tipo de agua, una acidez comparable al agua de lluvia creemos que sería lo ideal.
 
 
La alimentación será lo más variada posible, pero como en cautividad estamos muy limitados, les ofreceremos igualmente con la comida complejos vitaminados. Quiero señalar un dato, que cuando lo leí me pareció de mucha importancia, y es el que se dice que son bastante sensibles a la acumulación de Vitamina D3. En cualquier caso preferiré que sean mis animales los que sinteticen la Vitamina D3 que les haga falta gracias a una buena lámpara ultravioleta.
 
 
Mucho cuidado, también, con dar de comer moscas u otros insectos capturados en el campo ya que pueden estar infestados por larvas o huevos de endoparásitos.
 
La iluminación y la temperatura del terrario también dependerán de la especie que tratemos en cuestión pero podemos facilitar la vida a nuestros camaleones ofreciéndoles terrarios altos, de este modo podrán tener sombra aquellas especies que vivan en ambientes más umbríos y una buena iluminación las especies que vivan en ambientes más abiertos y soleados.
 
.
.